miércoles, 27 de mayo de 2009

Enrique Rojas. En clave política 3


Continuando con la saga de libros de Enrique Rojas, tenemos aquí a "La Ansiedad", con "cátedra de Psiquiatría en la Facultad de Psicología.

Y aquí debajo tenemos a la misma "Ansiedad" en Enero 09, con cátedra de Psiquiatría y Psicología Médica, pero ahora sin facultad y sin universidad.

¿A qué se debe el cambio?

A principios de Julio 2008 se denunció que Enrique Rojas se identificaba como "Catedrático de Psiquiatría de la Universidad Complutense de Madrid" desde 1984 (ya se había denunciado el 30 Junio 99, en una comparecencia en el Colegio de Médicos con motivo de una denuncia por hechos muy graves, que el "Ilustre" también archivó).

Al declarar Enrique Rojas en la instrucción de esta denuncia, como podemos ver dice:

1) En ninguno de mis libros aparece tal denominación sino la que sigue: "Enrique Rojas, Catedrático de Psiquiatría y Psicología Médica de la Facultad de Psicopedagogía, Campus Villanueva, adscrito a la Universidad Complutense de Madrid”.

Sin embargo, al "Ilustre" Colegio se le habían aportado todos los libros que habíamos detectado que Enrique Rojas tenía a la venta en ese momento, diez, - que son exactamente los mismos que hemos empezado a colgar en el post "En clave política 2" y seguiremos colgando hasta completarlos -.

Incluso de alguno, se le había aportado al Colegio más de una edición para evitar el socorrido "... ¡Ha prescrito!".

a) En ninguno de los libros que aportamos aparece la identificación que dice Enrique Rojas que aparece.

b) No se detectó ningún libro a la venta (¡ni uno!), con la identificación que E. Rojas cita (en cualquier caso, el Colegio podía haberle dicho que los aportase y no lo hizo).

c) Aunque se hubiesen detectado hubiese sido igualmente falso. No existe cátedra de Psiquiatrías en una Facultad de Psicopedagogía y en este caso, ni siquiera existe una facultad de Psicopegogía, ni un "Campus Villanueva".

Como hemos dicho en el post de "Soy escritor, catedrático de la Universidad Complutense ..." del 16 Mayo 09, la fecha de esta Resolución es de Diciembre 08 y aunque el "Ilustre" archive, tenemos el convencimiento que a
Enrique Rojas le darían "un toque".

De tal forma, que a todo lo que mandó a la imprenta en Dic.08, para salir a la venta en Enero 09, le quitó tanto la "Facultad de turno", como la "Universidad Complutense de Madrid".

Es decir, a "La Ansiedad" de Enero 09 (3ª foto), la dejó sin facultad y sin universidad, pero le añadió una cátedra más - para compensar a la vez que despistar de nuevo al ciudadano -. La de "Psicología Médica" que Enrique Rojas ya venía utilizando desde hace años.

Pese a la Resolución del Colegio de Médicos E. Rojas se sigue identificando con falsedad. No es ni ha sido "catedrático de Psicología Médica", nunca.

1º) Como dato curioso, el Colegio no resuelve sobre el motivo de la denuncia y dice:
" ... el colegiado describe y justifica cumplida y sobradamente las circunstancias en orden a su condición de catedrático de psiquiatría"
.

- Se denunciaba que Enrique Rojas se identificaba como "catedrático de Psiquiatría de la Universidad Complutense".

Al motivo de la denuncia Enrique Rojas contesta mintiendo (como estamos viendo por los datos de los libros que se adjuntan de los que es obligatorio que exista un ejemplar de cada uno en la Biblioteca Nacional, una de las pocas normas que hasta el momento de la investigación, estamos seguros que Rojas no se había saltado puesto que a su perfil, le encanta que sus libros estén en la Biblioteca Nacional).

2º) Más curioso todavía, que a otra ciudadana que pregunta si Enrique Rojas es especialista en Psiquiatría, un mes después de esta Resolución,

- El Colegio de Médicos de Madrid le responda también sin contestar a su pregunta, diciendo que consta como "Licenciado en Medicina".

- Si verdaderamente Enrique Rojas además de describir, "justificó", debería constar en este "Ilustre" Colegio como algo más que "Licenciado en Medicina".

3º) Y más, más curioso, que a al cabo de cuatro meses la ciudadana insista y este Ilustre Colegio vuelva a responder por peteneras sin contestar a sus preguntas:

- En el fax del 20 de Mayo, pregunta también al Colegio, que le diga si tiene o no la obligación de facilitarle información sobre la especialidad de Enrique Rojas.

- El Colegio, la despacha enviándola a preguntar a otro sitio, sin contestar a las preguntas que formula.

Sorprendente, que si los estatutos del Colegio dicen: Que el colegiado debe acreditar su especialidad y Enrique Rojas aun no la ha acreditado, que el Ilustre Colegio no le haya requerido para que la aporte antes de archivarle ninguna denuncia (recordamos el archivo de la 1ª denuncia conocida archivada (a la izda.), art. completo en el post "Enrique Rojas y el Colegio de Médicos de Madrid" de 8 de Mayo 09).

En la nueva situación falsa que se crea, para permitir que Enrique Rojas pueda seguir lucrándose, estafando y/o defraudando a los ciudadanos - cuyos responsables son ahora tanto Enrique Rojas como el Colegio de Médicos de Madrid -, se da lo siguiente:

1º) Enrique Rojas dice que nunca se ha identificado en sus libros como "Catedrático de Psiquiatría de la Universidad Complutense de Madrid". Falso (el Colegio calla y otorga conociendo que es falso).

2º) E. Rojas dice que es "catedrático de Psiquiatría y Psicología Médica". También falso (de nuevo el Colegio calla y otorga conociendo que es falso).

3º) El Colegio de Médicos de Madrid acepta a Enrique Rojas un documento acreditativo de un D. Juan José Javaloyes, como Decano de una Facultad de Psicopedagogía que no existe, ubicada en en un "campus universitario" que tampoco existe (punto 5 de la contestación de Enrique Rojas).

3º) El Colegio dice que E. Rojas "describe" y "justifica" en la Resolución de una denuncia, mientras a los ciudadanos que preguntan les confirma que sólo les consta como "Licenciado en Medicina".

Lo anterior, lleva que a la par, mediante pacto o no con "el Ilustre" Colegio - desconocemos este punto -, que Enrique Rojas aparezca poco después con una empresa de las que le busca trabajo como "conferenciante", de nuevo como "catedrático de Psiquiatría y Psicología Médica en la Universidad Complutense de Madrid", para dar una charleta en Sevilla (foto drcha., aunque tiene otros anuncios similares, éste es posterior a la Resolución que citamos). ¡Ojo! que con los libros que se presentan en el texto, Enrique Rojas pasa también en "La Ansiedad" de Enero 09, a ser titular de la Universidad Complutense (ahora con dos cátedras, "Pisquiatría" y "Psicología Médica" y así el lector tiende a pensar que en el libro se le ha olvidado incluir la universidad).

El "toque" del Ilustre Colegio, le ha durado a E. Rojas menos de diez minutos. Enrique Rojas es un individuo reincidente en todas las conductas que conocemos se le han denunciado y el Ilustre Colegio de Médicos de Madrid, conoce de estos asuntos perfectamente.

Los conoce tan bien, que se niega a dejarnos ver el documento acreditativo emitido por el tal D. Juan José Javaloyes, pese a ser la denunciante.

Es decir, a Enrique Rojas se le da traslado de la denuncia junto con las pruebas aportadas y personada en la sede del Colegio con posterioridad a la Resolución - al comprobar el atropello de derechos que se produce con el archivo -, a la denunciante no se le dejan ver las pruebas aportadas por Enrique Rojas en su defensa.

Pronto hará dos meses que se solicitó por escrito copia de este expediente y el Ilustre Colegio aun no ha respondido (como no podía ser de otra forma, existe un motivo por el que interesa muchísimo a E. Rojas que el "Ilustre" Colegio no responda y/o alargue).

¿Sirve de algo denunciar - probando y teniendo razón - en este país que se llama España?. O, ¿Seguimos estando igual que el franquismo con nuestras Instituciones y Organismos en función de a quien se denuncie y, quién denuncie?.

Es historia que a un falangista no se le podía denunciar. En cambio, si denunciaba un falangista o alguien con poder - simplemente porque existía antipatía, envidia o discrepancias ideológicas -, se llevaban una madrugada al denunciado.

¿No le sucedió algo así a Federico García Lorca y a tantos otros que no conocemos y todavía buscamos?

2 comentarios:

Anónimo dijo...

sois unos fenomenos denunciando las mentiras de este seductor del engaño.
a por el, por mentiroso y por homofobo

roberto

Isabel dijo...

Roberto, no seremos "tan fenómenos" porque hasta ahora, no ha servido de nada. Ni siquiera ha llegado esto a oídos de la Cuatro o CNN+. ¿Has visto la entrevista que despìstadamente le han regalado? (aunque las malas lenguas dicen que el favor ha sido a su mujer y no, a él).
Tendremos que mejorar y atrevernos a sacar documentos más vergonzosos (que los hay).

Gracias de todas formas. ;))