martes, 10 de mayo de 2011

Enrique Rojas, pura mafia


Pese a los nuevos gigantes tan grandes...,
sigo siendo un David que pretende vencer

Normalmente repito panfletos de Enrique Rojas probando la gran mentira de su cátedra en la Universidad Complutense de Madrid. Lo hago, para que quienes entren al blog un día esporádicamente, puedan captar el perfil de este individuo y salgan del blog convencidos de que no es de fiar. Quien miente al presentarse ¿dónde no mentirá?
Los que hayan visto ya la muestra de cátedras que Rojas no ha tenido ni tiene, no necesitan abrir esos panfletos, pero hay otros docs. que es necesario abrirlos para entender el texto. Estos de hoy, aunque no es obligatorio, deberían abrirse para mejor entender (al final del post los dejamos de nuevo),


Providencia Juzgado nº 2

Providencia Juzgado nº 3

Las dos últimas entradas y ésta, cuentan parte de la 3ª sesión del 575/08- Aunque todavía queda algo más por contar, en este post voy a hacer un resumen sólo de tres detalles que me parecen totalmente "atípicos" que aparezcan en el juicio a un médico, ya que son propios de la mafia y no de la medicina*. Viendo estos detalles me resultará mucho más fácil explicar la actuación de la fiscal.

(*) Al margen, de que todo el juicio a Enrique Rojas sea totalmente atípico para un "profesional" de la salud - entre comillas, porque NO lo considero un profesional de la salud sino un peligro para la salud, la ciudadanía e incluso la Iglesia, aunque esto último me importa menos, allá la Iglesia con sus hijos protegidos, por predilectos -.


Oficio a la Policía Local
del Juzgado nº 2


Oficio a la Policía Local
del Juzgado nº 3

1) El primer detalle atípico, es que mi médico de Familia, el Dr. Calvo Corbella, declaró en la 1ª sesión del juicio el 19 de enero, que Rojas lo llamó para convencerlo de que emitiese un certificado médico sobre mí prescribiendo mi internamiento psiquiátrico y se lo entregase a Juan Cantero Caba, el entonces marido.

- Mafia y vileza total por parte de Enrique Rojas, al creer que el Dr. Calvole obedecería por aquello de "ser vos quien sois" y a modo de traficante de armas, proporcionaría una imprescindible, para que su plan no fallase en el 1er. intento. Se nota que Rojas no conocía al Dr. Calvo ni de lejos. Es su antítesis.

Esta historia de compañerismo perverso por parte del susodicho Rojas, con otro médico más joven que él al que no conocía, está más explicada en "La faena" (Dic. 2010), http://enriquerojaschanchullosymentiras.blogspot.com/2010/12/enrique-rojas-la-faena.html


Solicitud internamiento de
Juan Cantero Caba, el marido
en el Juzgado nº 2

2) El 2º detalle atípico, agrupa varios. La semana anterior a la celebración de la 3ª sesión, Rojas llamó al Dr. Poveda de Agustín, que me había hecho un peritaje en 1998 (habían pasado casi 13 años), en dos ocasiones, cuando no se habían llamado en la vida.

- Enrique Rojas pretendía que el Dr. José Mª Poveda cambiase su declaración y no dudó en intentar hacerle creer que yo era "su enferma" ("enferma" de Rojas).

- Moralista de boquilla y pregón, Enrique Rojas hace tiempo que ha demostrado que además es tramposo y mentiroso hasta la médula.

3) El Dr. Poveda también le dijo al juez, que se observaban las mismas faltas de ortografía y errores mecanográficos en los documentos de los primeros intentos de internamiento.

Solicitud internamiento de
Juan Cantero Caba, el marido
en el Juzgado nº 3

a) Para quienes no estén familiarizados con estas cosas de la justicia, los docs. que salen a colación en el juicio se refieren al 1er y 2º intento de internamiento, están emitidos por juzgados diferentes y mecanografiados por personas diferentes con tres días de diferencia.

b) Cada juzgado tiene sus modelos de Providencia, Oficio, Exhorto... En España, los juzgados no están conectados entre sí. En teoría, de lo que hace uno, no se entera el otro.

c) El Hospital Puerta de Hierro, envió un informe al juzgado nº 2 el día 28 por la mañana, donde le decía que no habían encontrado causa para el internamiento forzoso (en la Providencia puede observarse que este juzgado (nº 2), ordena al Hospital que le dé cuenta en 24h., por lo tanto el Hospital obedece, sí o sí).

Original de Felipe Medina
d) El día 30, cambia el juzgado de guardia ¿Cómo se explica que los docs. que se generan en el juzgado 3, tengan el mismo texto? (sólo varía el lugar de internamiento y las correcciones propias al releer y algo más, quizás para despistar).

e) ¿Y que además tengan los mismos errores, en el mismo documento, en el mismo sitio del documento, con la misma persona en el mismo procedimiento?

DOCUMENTOS QUE SE EMITEN EN LOS JUZGADOS 2 Y 3 DE MAJADAHONDA (DOS JUEGOS), AL PRESENTAR EL MARIDO UNA SOLICITUD DE INTERNAMIENTO, JUNTO CON UN CERTIFICADO DE ENRIQUE ROJAS. CADA JUEGO CONSTA DE PROVIDENCIA Y OFICIO (se debe comparar prov. con prov. y oficio con oficio...)

Providencia Juzgado 2

Providencia Juzgado 3

Oficio Policía Juzgado 2

Oficio Policía Juzgado 3

Ya sabemos cómo y por qué Enrique Rojas puede quitar de en medio a mujeres en función de su antojo o, de lo que paguen los maridos.

Ahora quizás sea en otro/s sitios o en el mismo. No sé, ni quiero saberlo. Hay personas que tenían y tienen el deber de averiguarlo y corregirlo. Tiempo es...


¡Qué estructura! A saber, cuantas igual a ésta tiene o ha tenido Enrique Rojas

.......... ¡Y A SABER, QUÉ SUCEDIÓ CON OTROS CIUDADANOS QUE NO CONSIGUIERON ESCAPAR!


13 comentarios:

Anónimo dijo...

No ha salido mi comentario.
Para pedir un internamiento se tiene que aportar documentos médicos o historia clínica?Estos se pueden proporcionar y pedirlos sin saberlo y por tanto sin consentimiento de la persona a la que se pretende internar?Es posible elaborar una historia clinica a partir de la información que pueden dar terceros sin ni siquiera conocer o ver visto al paciente?P.

Isabel C dijo...

Anónimo, si no ha salido el comentario habrá sido un fallo del sistema o lo habrás enviado mal.

Nada de lo que dices se puede hacer sin tu autorización. Tus datos son tuyos.
Que yo sepa, el secreto profesional, sólo lo puede levantar un juez.

Ahora bien, a un juez o a un médico, pueden ir tus familiares contándoles un cuento y como no sabe si es cierto o no, lo suyo es que te vean y después actúen.

Imagínate si todos los jueces hicieran lo que hicieron estas dos juezas conmigo.

La 1ª, incluso delega en el Hospital Puerta de Hierro para después hacer caso omiso de su opinión.

Si fuera así, la mayoría de mujeres trabajadoras divorciadas, estarían babeando en un psiquiátrico y los maridos viviendo del fruto del robo.

Carlos dijo...

Isabel, no cejes en tu empeño por nada del mundo. Lo más grave de todo esto no es que haya sinvergüenzas sin el más mínimo escrúpulo, con eso hay que contar siempre, porque siempre los hubo, y siempre los habrá, lo gravísimo es que exista tanto encubrimiento por parte de las personas y organismos que dicen representarnos, y a las que mantenemos con nuestro esfuerzo para que después actúen como lo han hecho y lo están haciendo, desde el Colegio de Médicos, pasando por los jueces y todos los intervinientes de los juzgados, por los partidos políticos, medios de comunicación, abogados, fiscales y políticos de toda índole.

¿Es esto un Estado de Derecho? ¿Es esto una Democracia? ¿Es esto el progreso y el bienestar? ¿Son estos los Derechos Humanos? ¡ESTO ES UNA MIERDA! Jamás podré entender la bajeza y la falta de dignidad a la que puede llegar el ser humano. Menos mal que lo compensáis personas como tú. ¡ADELANTE!, por favor.

Isabel C dijo...

Carlos ¿pero te das cuenta lo que ocurrió?
Un juzgado que que decide que el Hospital Puerta de Hierro sea el perito y le exige dé cuenta en 24h., como no le interesa el peritaje del hospital, hace caso omiso de su informe y pasa el disquete al otro juzgado para facilitarle el trabajo y para que proceda de forma que me encierren sí o sí.

No sé si todo el personal de la clínica San Miguel era compinche de Enrique Rojas en ese momento, pero me consta que tenía compinches allí.

Con razón el juzgado 2 archivó a Juan Cantero mi denuncia sobre los hechos sin citar a nadie, ni siquiera a Rojas o a mí.

Anónimo dijo...

A medida que voy sabiendo mas sobre como tendria que realizarse un internamiento de forma legal y como hay que realizar una historia clinica de manera adecuada para que se ajuste a los echos me cuesta mas trabajo encontrar un resquicio de legalidad y honestidad y de buena practica profesional en mi internamiento.Gracias.P

Isabel C dijo...

Carlos, no sabes cómo luché en esos juzgados hasta extenuarme. Me lo quitaron todo. No por vía de derecho sino dejando hacer al ex lo que le daba la gana. Hasta me echaron de la sede de mi empresa. Me dejaron sin mi puesto de trabajo y hasta sin casa, con el ex manejando todo lo que había aquí.

No decían que yo era una enferma mental porque 11 médicos habían opinado en contra de Rojas, pero sin concederle la administración de la empresa al ex, lo dejaron hacer lo que le dio la gana.

A un individuo que intenta quitar a su mujer de en medio con la ayuda de un psiquiatra impostor, lo premian de esa manera y al psiquiatra impostor lo mismo.

Sin citarle para que se le pudiese interrogar, ya era un buen premio tanto para Rojas como para Juan Catero, para los criminales, porque esta gente para mí, son criminales que llevan a cabo otro tipo de muerte (si en mi caso no lo consiguieron, ya sabes que fue porque encontré una psiquiatra honesta y sin miedos en Puerta de Hierro y porque conseguí escapar en la 2ª ocasión).

Isabel C dijo...

Anónimo P, pues ya sabes lo que tienes que hacer, DENUNCIAR!!, porque mientras no denuncies ni siquiera cuentas para las estadísticas.

manolox dijo...

Leyendo estas últimas entradas tuyas da la sensación de que ya no se trata sólo de lo que pase con Rojas, sino que hay algo más.
Me explico;
Que Rojas es del Opus y ahora que está de juicios (y en otras circustancias u ocasiones anteriores), esté recibiendo algún tipo de "ayuda" por parte de otros miembros situados en juzgados, colegios de médicos o donde quiera que sea que lleguen los tentáculos de Opus, entra dentro de lo esperable. Por algo le llaman la Santa Mafia. Pero en caso de que ganes el juicio debería haber, por simple inercia administrativa, algún tipo de causa general contra Rojas en la que meter mano a toda su trayectoria profesional. No me refiero a que se haya estado lucrando vendiendo libros, pillando subvenciones y que lo haga con un curriculum falso, sino a investigar dónde y cómo están ahora todos los pacientes que a lo largo de los años han pasado por su consulta. Y en este caso ya no va a ser solo el pellejo de Rojas el que esté en juego, sino también el de todos los que en su trayectoria criminal miraron a otro lado, y sobre todo quienes le ayudaron. Este tipo no actúa solo. Tanta impunidad tiene detrás algo más que la sola figura de un "psiquiatra de exito" por muy del opus que sea, por muchos contactos que tenga y por muy habilidoso que sea a la hora de manipular a la gente.
Da esa sensación de que ya no es solo el destino de Rojas lo que se va al garete si pierde el juicio.

Isabel C dijo...

Exacto Manolox, pero no habrá ningún tipo de investigación. Al contrario, sólo hubo encubrimiento y represalias contra mí para que callase e incluso otro atentado (el 3er intento de internamiento).

Pero no creas (yo al menos no lo creo, cada cosa en su sitio) que todo el mundo el mundo que ha encubierto a Rojas ha sido cómplice consciente de él (ese es uno de sus trucos).

Amparado en su falsa fama, pide. Como se le considera importante y con contactos gracias a los cuales puede otorgar favores, se le obedece y se incumple con el deber haciéndole el favor que solicita al margen de la ley.

Cuando se destapa el pastel como en mi caso, los que han incumplido con su deber, tienen dos opciones:

1) Dar la voz de alarma y decir la verdad (que implica poner de manifiesto una complicidad inconsciente, pero un saltarse la ley de todas, todas). O,

2) Colaborar con Rojas machacando a la víctima para conseguir que no se pueda defender bien, no tenga éxito, calle y se olvide (como han hecho en mi caso).

Que Rojas ha hecho con más gente lo que ha hecho conmigo, es algo que tengo claro (no era la 1ª vez que lo hacía).

Que hay otros muchos con los que ha hecho otras cosas y la mayoría no ha denunciado por las dificultades que entraña y el coste que supone tanto económico como esfuerzo personal, también.

Pero no creo que haga con el 100% de la gente que acude a su consulta lo mismo.
´
En mi opinión, sólo lo hace cuando ve posibilidades (pero con que lo haga con una persona es suficiente para que el Estado de Derecho, lo aparte). ¿No se busca a los de ETA por un asesinato o intento de asesinato o secuestro?

Este tipo de sin escrúpulos, para permanecer, necesita también gente que hable bien sobre él.
Y esa es la estrategia que ha llevado Rojas a cabo,

a- Implicar a gente (algunos inconscientes, lo creían y ni siquiera pensaban que los pudiese estar engañando, pero que luego tendrían difícil situación si abandonaban a Rojas o dejaban de colaborar, es más, seguían colaborando para salvarse a sí mismos).

b- Actuar con unos bien y cuando ve posibilidades, con otros, en función de las posibilidades existentes, HACER, con premeditación y alevosía, hasta ir a quitar a gente de en medio, como ha sido mi caso.

En este juicio se le ha juzgado por una nimiedad de lo que ha hecho. No tienen nada que ver "que pierda" como dices. No está imputado nadie más. Pero sí creo que el juez tiene una papeleta que resolver con lo que se ha visto en el juicio.

Creo que el juez estaba presispuesto desde el inicio, estableció una serie de premisas para que no saliese todo lo que debía salir (algo así como si no quisiese oír).

Entre otros, prohibió que se nombrase la NO cátedra de Enrique Rojas. Esto no lo entendí. Se podía hablar de mi perfil, cuando yo no estaba imputada y NO del perfil de Enrique Rojas quue era el imputado.

Lo mismo sucedió con el ex, el pudo hablar de mí, mi hija mayor también, pero a mí se me puso como condición no nombrar al ex.
Ni siquiera pude explicar algunas secuencias donde no se podían relatar hechos de Rojas si nno se nombraba al ex.

Y si el juez no me permite decir que el ex y la niña estaban condenados por violencia doméstica y sí escucha al ex decir que yo era conflictiva y agresiva (SIN PRUEBAS, sin ningún respaldo de otros testigos, sin preguntarme a mí si era cierto o no, o sin comparar el nº de multas por exceso de velocidad entre el ex y yo, por ejemplo), comprenderás, que apañada voy.

Pero como las cosas están así y las pruebas son las que son, si no hay justicia en este procedimiento, donde se le juzga por lo que se le juzga y se ha visto lo que se ha visto, recurriré hasta donde sea necesario.

A Enrique Rojas le quito la costumbre de quitar a mujeres de en medio, como me llamo Isabel Caballero (aunque me llamen "querulante", que es el nuevo mensaje que se intenta transmitir). Un perfil que no gusta ni a jueces ni a forenses.

Ana A dijo...

¿Quieres decir con tantas documentos de juzgados distintos que se copian hasta las faltas de ortografía que es como si Rojas fuera a los jueces de guardia con el papel ya hecho diciendo "póngame cuarto y mitad de internamiento, por favor"?
no sé cuanto es cuarto y mitad de algo, pero por aquí hay gente que usa esa expresión cuando va a comprar fruta...

Isabel C dijo...

Ja,ja,ja ¡Cuánto me gusta eso de "cuarto y mitad". Si es de fruta, será de cerezas o de picotas cuando están carísimas.

1/4 = 250 grs.+ la mitad de 1/4 (que son 125) = 375 grs.
(menos de 1/2 Kg y más de 1/4)

Me parece tan sencillo como los internamientos de Rojas (o al menos como el que me pudo tocar a mí).

Te lo voy a explicar en tu blog, aunque no sé si conseguiré hacerlo con más claridad. Yo lo he visto tan claro... a partir de lo último que salió en el juzgado 15, que me parece que se ve fácilmente, pero vosotros no llevais tantos años con estos papeles entre las manos, que espero no den más sorpresas.

Ana A dijo...

No ha salido lo de "póngame de cuarto y mitad de internamiento", pero ya me lo has explicado.

Lo gracioso de todo esto, es que ni eres enferma, ni por tanto querulante, ni fuiste paciente de Rojas NUNCA. Y todavía no has conseguido que un juez te dé lo que es tuyo, tu fama, tu dinero, justicia. Y castigue al impostor... Pero me alegro mucho por la buenas noticias que me has dado, ojalá, ojalá, ojalá...pegue bien fuerte esa persona. Tiene que ser así,

mira que se dan noticias de juicios de asuntos mucho más nimios que este, comparado con esto, la mayor parte de los juicios que se siguen en la tele son bobadas.
Esto que te ha pasado es muy grave, se ve la corrupción por dentro del sistema judicial y eso la tele por ahora no se atreven a sacarlo.

Isabel C dijo...

Ana, con las reformas de blogger, creo que se ha perdido alguna cosa.